Blogia
PERÚ SINDICAL
Prueba Amazon Prime 30 días gratis

DIRIGENTES SINDICALES DEL G20 INSTAN A LOS MINISTROS DE TRABAJO A QUE IMPULSEN ESTRATEGIAS DE RECUPERACIÓN QUE APUNTEN AL EMPLEO

Bruselas, 20 de abril de 2010: Una delegación de líderes sindicales de los países del G20 insistió ante los Ministros de Trabajo y Empleo del G20, durante una reunión mantenida ayer por la tarde en Washington, en que la frágil recuperación económica actual será una recuperación sin empleos, pudiendo incluso revertir en un nuevo descenso de la producción, a menos que los Gobiernos pongan más énfasis en la creación de empleo decente.

Sharan Burrow, Presidenta de la central sindical Australian Congress of Trade Unions y de la CSI, dijo a los Ministros: “Para hacer frente al desempleo y al subempleo a escala mundial, los Gobiernos deben dar muestras de la misma voluntad política que manifestaron al abordar la crisis bancaria a finales de 2008. No podemos permitirnos una década perdida de mercados laborales estancados”. Agencias internacionales, desde la OIT al FMI, han previsto que no se registrará un descenso de las tasas de desempleo en los próximos años si los Gobiernos no adoptan estrategias agresivas de creación de empleo.

Richard Trumka, Presidente de la AFL-CIO y anfitrión de la delegación sindical en EE.UU., añadió: “Los Ministros de trabajo deben ser actores centrales a la hora de formular la política económica de los Gobiernos. Deberán prestar particular atención a la brecha cada vez más profunda entre la recuperación económica y el crecimiento del empleo, así como entre productividad y salarios”.

Líderes sindicales de Brasil, Canadá y varios otros países, constataron los problemas de una creciente inseguridad en el empleo, unas condiciones de trabajo en franco deterioro y unos salarios reales que tienden a la baja, e instaron a los Gobiernos a adoptar políticas que se basen en el Pacto Mundial para el Empleo adoptado el pasado junio por la Conferencia Internacional del Trabajo. Los líderes sindicales manifestaron su oposición a las propuestas de algunos representantes de la patronal, que también tomaban parte en las consultas con los Ministros, que defendían formas de empleo aún más precarias. Los líderes sindicales abogaron por estrategias de empleos verdes, medidas para proteger a los grupos vulnerables, basadas en el trabajo decente, y el establecimiento de un piso mínimo universal de protección social.

La delegación abordó asimismo las implicaciones fiscales de la actual crisis. Insistieron en que los Gobiernos no deben reducir las medidas de estímulo hasta que las tasas de empleo vuelvan a situarse a los niveles previos a la crisis de manera sostenible, y pidieron un reparto equitativo de los costos de recuperación de la crisis, por medio de la introducción de sistemas fiscales progresivos, incluyendo la adopción de un impuesto sobre las transacciones financieras.

Haciendo referencia al Marco del G20 para un crecimiento fuerte, sostenible y equilibrado, que fuera adoptado en la Cumbre del G20 en Pittsburgh el pasado mes de septiembre, los líderes sindicales pidieron que se asigne a la OIT la responsabilidad específica de efectuar recomendaciones al G20 respecto a cuestiones relativas al empleo y la protección social, en lugar de dejarlo en manos del FMI.

Los líderes sindicales exhortaron a los Ministros de Trabajo y Empleo del G20 a que se establezca una unidad de trabajo sobre trabajo decente, y que vuelvan a reunirse de manera regular. El Secretario General de la CSI, Guy Ryder, señaló que el trabajo de los Ministros apenas había empezado. “Las medidas de estímulo adoptadas por los países del G20 podrían haber salvado entre 12 y 14 millones de puestos de trabajo, pero otros 30 millones se perdieron durante la recesión mundial. Los Ministros van a tener que esforzarse al máximo para asegurarse de que la creación de trabajo decente se convierta en un objetivo prioritario de sus Gobiernos”, comentó Ryder.

“Los Ministros deberán además hacer frente a 20 años de empeoramiento respecto a las desigualdades de ingresos, lo que contribuyó a la inestable burbuja financiera que condujo a la crisis. Tendrán que reforzar, en lugar de debilitar, instituciones como la negociación colectiva y los salarios mínimos, que favorecen una distribución de ingresos más justa”, añadió John Evans, Secretario General de la Comisión Sindical Consultiva ante la OCDE.

La delegación sindical estaba integrada por líderes de organizaciones afiliadas a la CSI procedentes de países del G20, así como de la All-China Federation of Trade Unions. Líderes de algunos países no pudieron viajar a Washington debido al cierre de parte del espacio aéreo europeo como consecuencia de la nube de cenizas volcánicas.

Las propuestas detalladas presentadas por la delegación sindical figuran en la declaración de la Agrupación Global Unions elaborada para esta reunión

Fuente: www.ituc-csi.org

0 comentarios